Cicloturismo ultraligero

En algunas ocasiones buscar la autosuficiencia durante el viaje nos obliga a llevar mucho peso sobre la bicicleta. Este peso nos limita en cuanto a la velocidad y distancia que podemos recorrer al día y a los lugares por donde podemos meter nuestra montura (no es práctico cargarla sobre los hombros para superar un obstáculo).

Para aquellos que buscan llegar a lugares inaccesibles o viajar muy rápido se ha popularizado una modalidad de cicloturismo en el que prima el minimalismo y la simplicidad, sacrificando la comodidad por aligerar el peso del equipaje. Es lo que en Estados Unidos se conoce como bikepacking y nosotros hemos elegido llamar “cicloturismo ultraligero”.

Los practicantes de esta forma de cicloturismo sacrifican las alforjas por unas bolsas especiales que se acoplan a distintos huecos en la bici: bajo el manillar, colgadas del sillín, en el interior del cuadro, etc. Se persigue que la carga sea una parte mas de la bicicleta y limitar al máximo el bamboleo y  de la misma a la vez que se mejora la aerodinámica y la agilidad en la conducción.

El espacio disponible en estas bolsas se reduce sensiblemente, por lo que es necesario repensar todo nuestro equipo, buscando la polivalencia al máximo para poder beber, acampar, cocinar y mantenernos calientes con el volumen disponible.

La idea es la siguiente: llevar el menor equipo posible, lo más ligero y compacto que se pueda. Todo tiene que caber en solo tres o cuatro espacios de la bici dejando hueco para comida y agua y no se puede desperdiciar ni un milimetro. Para ello, usaremos material de trekking y también de trailrunning .

Acampar con lo mínimo

Una de las novedades de este tipo de cicloturismo es que no rehuye la acampada, que es uno de los elementos que da más juego para poder plantear la aventura, sino que se apuesta por ella aunque en su forma más austera. La opción más ligera consiste en un saco muy compacto junto con una bolsa de vivac, una colchoneta autohinchable y un pequeño doble techo o capa de lluvia que se pueda colocar como tejado para evitar que nos despierte una tormenta nocturna.

Algunas fundas de vivac incluyen una pequeña estructura con palos similares a los de una tienda de campaña para crear un espacio en la zona de la cabeza y se pueden cerrar completamente con una mosquitera y/o con una capa impermeable, protegiéndonos así tanto de humedad como de mosquitos y manteniendo mejor el calor. Para añadir confort, podemos sustituir la funda de vivac y doble techo por una tienda ultraligera. Por ejemplo, la Big Agnes FlyCreek  pesa solo un kilo y medio, y la variante 1L, 750 grms.

Si la noche es demasiado fría para nuestro saco, lo complementaremos con la ropa de abrigo que llevamos para la ruta. Ideales en este sentido como prendas térmicas son las chaquetas de plumas ligeras, que se pueden complementar con camisetas interiores, a ser posible de lana de merino para mantener a raya los malos olores.

Las chaquetas cortavientos para trailrunning que solo aportan membrana son recursos más versátiles y mucho más ligeras que las tradicionales chaquetas cortavientos de bicicleta y se pueden complementar mientras estamos en la bici con unas muñequeras y perneras, que son cómodas y muy útiles para mantener brazos y piernas calientes sin aumentar el volumen de nuestra ropa. No puede faltar en el equipo una chaqueta y pantalones de lluvia, tan ligeros y transpirables como podamos encontrar.

Para cocinar, un hornillo de alcohol de quemar o de pastillas puede ser la solución más compacta (en internet se pueden encontrar tutoriales sobre cómo fabricarse supropio hornillo con dos latas de refresco), aunque marcas como Primus dan ya tambien servicio a los amantes de lo ultralight con sus hornillos Omnilite que pueden quemar desde gasolina hasta gas normal. Una cacerola rellena con algunos condimentos e infusiones y acompañada de un spork (cuchara y tenedor a la vez) y una taza todo ello de titanio si la economía permite, sirven para completar la zona de cocina.

Una multiherramienta, un recambio de cámara y parches y algunos (pocos) repuestos, serán la sección taller. También podemos llevar un teléfono móvil o GPS, un buen mapa, un cuaderno pequeño para notas, un frontal y luces para la bici, documentación y algo de dinero en efectivo. Una batería caché, aunque pesada, puede ser una buena opción para mantener nuestros aparatos electrónicos cargados si la ruta depende de ellos.

Llevar el equipaje

La clave del cicloturismo ultraligero es la posibilidad de llevar el equipajea acoplado a la bicicleta sin que la estructura de ésta ni su maniobrabilidad sufran. Para ello se suelen usar tres elementos: el petate de manillar, la bolsa de cuadro y la bolsa de sillín, que se pueden completar con otras pequeñas bolsas distribuidas por la bicicleta.

El objetivo es tener el peso lo más cerca posible del centro de gravedad de la bici y que sobresalga lo menos posible de la estructura de ésta para que sea muy maniobrable y, a la vez, que los anclajes sean lo suficientemente robustos para que las bolsas no se desplacen incluso en terrenos muy accidentados. Además una bici cargada así es también más aerodinámica y más fácilmente porteable. De hecho, a partir de esta forma de llevar el equipaje han surgido variantes como la combinación de bici y un packraft, una especie de balsa hinchable que cabe dentro de una mochila y que una vez desplegada puede llevar tanto a la bici como a su conductor, y con las que se pueden acceder a lugares antes impensables.L

Bolsas de cuadro o framebags. Son las que mas llaman laatención cuando se ve una bicicleta con este tipo de equipaje. Los principalesfabricantes de este tipo de bolsas (Revelate, Ortlieb, Alpkit, Apidura) tienenmodelos en diferentes tallas con la idea de que ajusten de forma aproximada aun gran número de bicicletas, pero como cada bici tiene unas dimensiones y ángulos distintos, el ajuste perfecto solo se consigue encargando una bolsa a medida. Aunque los fabricantes mas importantes de bolsas a medida se encuentran en Estados Unidos, en Europa también se pueden pedir a Alpkit (alpkit.com) en Inglaterra y a . El coste medio de una bolsaestá entre 100 y 180 euros dependiendo del tejido, la cantidad decompartimentos y bolsillos entre otros factores.

Algunos fabricantes de bicicletas disponen de bolsas de cuadro especificas para algunos de sus modelos, de forma que se pueden adquirir una bolsa para un modelo y talla concreto de bici. Por ejemplo, Surly lo oferta para sus modelos Ogre, Troll, Pugsley y ECR.

Bolsas de manillar. Aqui sí podemos encontrar bolsas estándar que valen para cualquier bicicleta. Incluso, si no se llenan mucho, caben dentro de un manillar de carretera. Tanto Revelate, Apidura, Ortielb y Alpkit disponen de modelos que rondan los XXX euros y que consisten o bien en bolsas estancas que se fijan con unas cinchas al manillar. O bien en el soporte que permite acoplar cualquier bolsa (por ejemplo la de la tienda de campaña) sobre el manubrio.

Bolsas de sillin. Con el objetivo de aligerar el peso se han sustituido el portabultos y las alforjas por una bolsa que cuelga de los railes del sillín y se agarra a la tija quedando razonablemente fija (siempre hay algo de balanceo aunque no es excesivamente molesto). Fundamentalmente hay dos modelos: el tipo inglés, fabricada de cottonduck, una especie de algodón impermeabilizado, que son transversales y llevan una tapa con evillas que se abre hacia arriba. Carradice es el principal fabricante de este tipo de bolsas con diferentes tamaños y diseños.

El modelo americano se coloca siguiendo el eje de la bicicleta y consiste en un petate que se enrolla desde la parte de atrás. Unos paneles colocados en zonas estratégicas minimizan el balanceo en lo posible. Es importante antes de adquirir una de estas bolsas comprobar que hay espacio suficiente entre el sillín y la rueda trasera y espacio también en la tija del sillín (serán necesarios entre 8 y 10 cms). Se pueden encontrar modelos interesantes de las marcas Revelate, Apidura, Ortielb, Alpkit y KTM desde 35 euros

Si con estos espacios no tenemos suficiente, podemos colocar dos bolsas adicionales en el tubo horizontal agarradas a las potencias demanillar y tija de sillin útiles para elementos que conviene tener a mano comocámara de fotos, móvil o unas barritas. También hay otras bolsas que se puedenengachar a la horquilla delantera que aportan capacidad extra y que se puedenusar tanto para llevar agua como para meter una bolsa estanca con algúnelemento del equipaje.

Para llevar agua, además de los mencionados soportes sobre la horquilla delantera, muchas bolsas de cuadro vienen con un bolsillo interior donde guardar una bolsa de agua estilo Camelback, y, dependiendo del tamaño del cuadro, hay quien opta por usar solo media bolsa y conservar sus portabotellas tradicionales.

En resumen, si optamos por hacer un viaje ultraligero ganaremos en velocidad y agilidad, pero perderemos en cuanto a confort, tanto por el número de cosas que podemos transportar como por la facilidad de sacarlos y meterlos de nuestro equipaje que nos dan el carrito o las alforjas. Si quieres ir rápido o explorar caminos poco transitados, esta puede ser tu opción.

Recursos

Webs

  • Bikepacking.com es un completo portal (en inglés) que trata todos los aspectos relacionados con el bikepacking: bicicletas, bolsas, rutas, etc.
  • Bikepacking.net es una especie de Rodadas a la americana y basada en cicloturismo de montaña.
  • Mientras montaba en bici Nuestro amigo Jorge se encontró en medio de América con este ciclista que estaba haciendo la panamericana pero llevaba en las alforjas menos de 30 kilos de peso (en inglés). Es uno de los pioneros en cuanto a esto del bikepacking de larga distancia.
  • Listado de fabricantes de bolsas de bikepacking (en inglés) recopilado por Cyclingabout

Libros

Desnivel acaba de editar Bikepacking, una guía de cicloturismo ultraligero.

Te puede interesar

 

Compartir es vivir

Este artículo fue publicado el 26/noviembre/2018 en Rodadas.net, una página web sobre cicloturismo y viajes en bicicleta mantenida por Álvaro Martín y Alicia Urrea.

El artículo está sujeto a una licencia Creative Commons 3.0. Es decir, puedes distribuirlo y adaptarlo SIEMPRE que nos cites (más concretamente, cites al autor y enlaces a la dirección permanente del artículo); no lo uses con fines comerciales o en publicaciones comerciales; y el resultado de tu trabajo también esté bajo una licencia de Creative Commons

Siempre puedes volver encontrar este artículo en: https://www.rodadas.net/libro/cicloturismo-ultraligero/

¡Compra el libro!

Lo encontrarás en librerías de viajes y grandes superficies, además de online en los principales proveedres de libros.

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005.

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005.