Volver arriba

Persiguiendo a la Gota Fría (Crónica de un viaje por el Mediterráneo)

  1. “No existen lugares perfectos, sólo recuerdos perfectos de lugares normales”

    Hace tiempo leí esta frase que quedó grabada a fuego en mi memoria. Es una frase que resume en gran modo mis sentimientos estos días. No han sido los paisajes a veces dramáticos de la Costa Brava, ni las largas playas del Levante que invitan a permanecer en ellas, ni la sorpresa de la Sierra de Irta los que han hecho de este viaje un recuerdo tan especial. Han sido los recuerdos de cariño y apoyo recibidos los que han hecho, sin duda alguna, que este viaje haya sido mucho más que un paseo por el Mediterráneo, y que el Mediterráneo haya sido al final, una simple excusa para descubrir mucho más que playas y costas.


    Comienzo de la Costa Brava

    Hay viajes que comienzan porque los buscamos, otros nos llegan de casualidad y otros llegan cuando anhelamos volar más lejos.

    Este viaje surge fruto de las circunstancias, y a las circunstancias agradezco haber vivido todo lo que he vivido estos días, porque de no haber sido por ellas me habría perdido un montón de emociones, de generosidad, de amigos, de ilusión. El viaje podría haber sido otro más exótico, más lejano, más desconocido, más arriesgado, pero no habría sido este viaje…un viaje cálido, que me ha acercado a la parte más humana del foro, a mi misma y a mi propia determinación.


    Cadaqués

    Mi viaje. La costa Este de España, mi gran asignatura pendiente, mi gran desconocida y mi gran sorpresa.

    Unos días antes de partir, ya con los preparativos del viaje, la casualidad quería que encendiera una tele que nunca enciendo justo cuando emitían un documental sobre la costa española, me daba cuenta entonces de que este era el viaje que tenía que hacer, me daba cuenta que entre esas imágenes que reconocía con facilidad me faltaban los nombres del Maresme, la costa Dorada, la costa Brava y el Levante. Entonces me convencía de que este era el viaje que quería y tenía que hacer, que no me dejaría engatusar por las sierras litorales del camino, y que perseguiría la costa aunque la sintiera maltratada y herida.


    Oropesa

    Así comenzó un viaje inacabado…

    “No dejes que tu vida se convierta en un ritual muerto. Deja que haya momentos inexplicables. Deja que haya cosas misteriosas, que no puedas justificar con ninguna razón. Haz algunas cosas por las que la gente crea que estás un poco loco. “ Osho
    Publicado hace 8 años #
  2. .....pues que nos tienes a todos ahora mismo con la miel en los labios.....sigue Noe,sigue contando..........

    Publicado hace 8 años #
  3. Está crónica es de cine, buenos textos, imagenes grandes, recuadradas y firmadas. Es la introducción...

    Cuando veo a un adulto sobre una bicicleta, aún creo que hay esperanza para la humanidad.
    "Me lo contaron y lo olvidé, lo vi y lo entendí, lo hice y lo aprendí". Confucio
    Publicado hace 8 años #
  4. Jueves ,10 de noviembre de 2011. 22.30 ¡Comenzamos!

    Me lo anticipaba un gran forero, “este será un viaje especial, un buen viaje, lo sé” y como si en una bola de cristal lo hubiera leído, el viaje fue bien de principio a fin. Comenzar con la suerte de un chofer cicloturista que me permitía no desmontar, ni embalar a Tulipana sólo podía ser pronóstico de un buen viaje.

    Llegada a Barcelona, tren hacia Figueres, y ese "runrún" de comienzo de viaje que la experiencia no cura, pero que te hace no sentir apenas el cansancio y te hace llenarte de ilusión.

    Desde el tren hacia Figueres veo una niebla que parece no dejar despertar a la ciudad, hace frío, y por un rato quedo hipnotizada por el pasar de las estaciones, la mente perdida en sus confines. Niebla, frío, cansancio y el monótono sonido del tren me hacen entrar casi en ensoñación, cuando “despierto”, reviso mapas, trayectos, apuntes, para darme cuenta de que mi tren me lleva no sólo a Figueres, sino a Portbou, y más aun, justo al primer pueblo de la frontera: Cebère. Me cuesta poco decidir estirar el trayecto en tren. Me ilusiona la posibilidad de comenzar el Mediterráneo español desde su inicio y me ilusiona más aun poder hacer de este viaje, el comienzo de otro viaje…


    Niebla sobre Llançà

    Desembarco en Cebère. Casi sin darme cuenta de que estoy en Francia me sorprende la gendarmería y el acento. El día está nublado y el pueblo, como muchos otros del sur de Francia muestra un aspecto descuidado, un destartalado hotel a pie de vía muestra restos de una Europa de fronteras, pero la gente saluda con amabilidad y el ambiente se dulcifica. Poco a poco el cielo se despeja.


    Hotel en Cerbère

    Me desperezo y comienzo a pedalear en ligera subida, los primeros días serán así, un continuo sube y baja de pequeñas lomas. La euforia del comienzo de viaje me hace no darme cuenta apenas de la subida y casi sin enterarme estoy de nuevo en España junto con un cicloturista alemán que me acompaña en los primeros kilómetros. Desciendo para volver a subir y saborear los comienzos de la Costa Brava. Pedaleo despacio, disfrutando las subidas, los aromas del Mediterráneo y el sabor de la costa. Huelo a mar, a lavanda, a tomillo, no tengo prisa, en este viaje apenas hay prisa, no tengo punto de llegada y me dejo llevar.


    Cerbère


    Bajada a Portbou

    Llego al final del día al Port de la Selva, un pueblecito que me resulta acogedor. Desde lo lejos diviso unas calitas dignas de un hotel de mil estrellas. El cielo me desconcierta, no sé si va a llover, pero la cala me parece preciosa. Me gusta dormir en la playa, siempre me ha gustado dormir escuchando el sonido del mar, sentirme parte de algo infinito y despertarme oliendo a salitre. Sin más plan B que confiar en la suerte asumo el riesgo.


    Llegando al Port de la Selva

    7 a.m. ¡Chaparrón! En esos momentos una sólo puede reír. Y eso es lo que hago, me río y me refugio en el saco, tan profundamente como puedo, consciente de que al día siguiente no podré usarlo, pero sabedora de que la suerte no ha sido tan mala, eso mismo podría haber ocurrido mucho más temprano. Mi teléfono pilla su primer resfriado…


    Cala en el Port de la Selva

    Publicado hace 8 años #
  5. Pero que buena cronica se esta gestando...

    Noe, de verdad que este viaje, lo voy a disfrutar a lo grande, no solo por las fotos, si no como lo relatas... Venga, no te detengas...

    Un fortisimo abrazo!!!!

    "No me sigas, que ya te he dicho que no se a donde voy ..."

    J.F
    Publicado hace 8 años #
  6. Aun con esa neblina el Mediterráneo tiene ese poder magnético.Preciosa foto del hotel, con ese aire "art nouveau", cuando arquitectura y arte eran sinónimos.

    El vent a les cames, l´horitzó als ulls, l´aventura al cor...
    Publicado hace 8 años #
  7. Qué meravilla Noe... Seguimos esperando más!

    Publicado hace 8 años #
  8. Guauuuuu Noe !!!!
    Me he acomodado en mi butaca y he comprado 1 kg de palomitas para seguir leyéndote !!!!

    Sigue x Dios, sigue .... !!!!

    "Si es bueno vivir, todavía es mejor soñar, y lo mejor de todo, despertar."
    Publicado hace 8 años #
  9. Y yo... en la silla de respaldo muy tieso y una toalla enrrollada como una butifarra a la espalda... pero también seguiré (postura erguida a tope) tu aventura... Venga más!

    Publicado hace 8 años #
  10. que pueblos costeros mas chulos parece cantabria.

    yo igual que pipitorbellino

    Publicado hace 8 años #
  11. El hotel parece que fuera todo de madera. Me gusta más ahora que cuando funcionaba.
    Ole, venga un vivac en la calita y amenazando agua.

    Publicado hace 8 años #
  12. zerep pilla mejor gominolas y asi compartimos !!

    Publicado hace 8 años #
  13. Mientras leía me has traído grandes recuerdos de las dos veces que he pasado por ese tramo. Jugando con la linea de costa a acercarse y alejarse del Meditarráneo... Hasta plomizo y desapacible es bonito...

    Salud y coronas,
    Javi.
    Publicado hace 8 años #
  14. Noemi.........que nos tienes en ascuas!!!!!!!!!!!!!!!!!

    non gogoa, han zangoa ( donde van tus pensamientos .van tus pasos ).....
    Publicado hace 8 años #
  15. Ainssss es que lo que ocurrió en los siguientes 14 kms es largo muy largo....difícil, muy difícil...y cansado, muy cansado...

    Publicado hace 8 años #
  16. El húmedo amanecer me despeja rápidamente la mente, es un chaparrón pasajero que en menos de 10 minutos deja paso de nuevo a la tranquilidad de las nubes.

    Asciendo por una carretera que me acerca a la que imagino la parte más dura de todo el viaje, el Cap de Creus, al tiempo la más deseada. Dejo atrás el Port de la Selva, sus casas blancas, su multitud de gatos y mi hotel de mil estrellas y alguna nube ya sin agua.


    Vecinos gatunos

    Tengo intención de bordear el cabo, llegar al faro, descender hasta Portlligat y de ahí llegar a Cadaqués. Tengo un pequeño mapa confuso de letras diminutas en el que se aprecia un camino marcado como GR 11, va muy próximo a la costa, es el mío, estoy segura, yo voy siguiendo la costa.

    Consciente de que probablemente en algún momento me toque poner pie a tierra, me preparo para la dureza del recorrido. Sé que a Cadaqués se puede llegar por una carretera interior de apenas 13 kms, pero yo no tengo prisa y nada importa, sólo no perder de vista el mar Mediterráneo al que he venido a conocer.

    Persigo al Mediterráneo adentrándome en lo más profundo del cabo. El Cap de Creus, es un sube y baja interminable que se me antoja como un papel arrugado que nadie se ha tomado la molestia de estirar.

    Al principio la pista está en buen estado pero poco a poco se va estrechando, de camino veo indicaciones que no vienen en mi mapa, pero a mí me da igual, yo sólo tengo que seguir el aroma del Mediterráneo. La pista se estrecha cada vez más, me resulta divertida, me gustan las pistas, mantengo el equilibrio dando saltitos, Tulipana no protesta y Prat está en su ambiente, es una pista bonita entre pinos y encinas, el tiempo parece que aguanta y las marcas blancas y rojas confirman que estoy en el camino “correcto”.


    Anuncio GR11

    Sigo las marcas blancas y rojas del “camino correcto”, y el camino se hace sendero y el sendero a veces casi desaparece, a veces echo pie a tierra y empujo, a veces empujo y la bici casi no se mueve, a veces Tulipana se va directamente a tierra. Cruzamos un río, pillamos una gran piedra y una de las alforjas salta literalmente por los aires, mal asunto cuando una de tus alforjas prefiere suicidarse a continuar ruta contigo, es la alforja en la que va subido Prat, con lo que creo que él ha sido el artífice de la maniobra.


    Tulipana: "¿Falta mucho? Estoy cansada, ¿cuándo llegamos? ¿Todo el camino es así?

    A lo largo de mis ratos de “bici-trekking” le voy dando vueltas a ese GR11, me suena ese número, mucho, pero no recuerdo su nombre…me entretengo descartando GRs, hasta que la luz viene a mi mente. ¡TRANSPIRENAICA! Y en un ataque de risa y cansancio me pregunto en que estaba pensando para no darme cuenta de que me estaba metiendo en la Transpirenaica, ruta que he querido hacer, ¡a pie! porque…¿Cuántas veces habremos dicho aquí que no es ciclable?

    Bien, pues sigo contenta, oye, ya tengo un pedacito de la Traspirenaica caminado, y así casi sin enterarme. Llega un momento en que la pendiente es tan pendiente que no puedo con la bici, literalmente, no tengo fuerza suficiente para cargar con la bici cargada. Con el mejor de mis humores, como si fuera una mujer asiática cargando agua del río, una y otra vez, voy dando vueltas con mis pertenencias. Es un tramo pequeño, pero agotador. Al final un murete, aaaalejop y….¡Salvación! o eso creo…


    GR11

    Siento voces, muchas voces, miro al horizonte, hasta ahora sólo he escuchado algún grito y los disparos de los cazadores, pero ahora siento voces muy cercanas…pienso que igual es el cansancio, pero no, miro al horizonte y justo por mi camino se aproxima una marabunta de unas cincuenta personas. Cuando llegan los primeros me notifican que en el suicidio colectivo de mis pertenencias también mis mallas han decidido descansar junto al río, pasan la voz los cincuenta, pero el último se olvida de cogerlas. Y de nuevo, como la mujer asiática, doy otro viaje hasta el río.

    Estoy en un cruce de caminos, “susto” o “muerte”, la continuación del GR hacia Cadaqués o una pista firme y sin destino que parece desandar mis pasos (mis pasos y alguna rodada eventual)

    Mis 50 nuevos amigos, que dicen conocer la zona, me “confirman” que ese tramo del GR es ciclable, pregunto y re-pregunto, responden y re-responden. Elijo pues continuar por el GR, con la seguridad de la respuesta local.

    Al principio la pista está en buen estado pero poco a poco se va estrechando… La pista se estrecha cada vez más, me resulta divertida, me gustan las pistas, mantengo el equilibrio dando saltitos, Tulipana no protesta y Prat está en su ambiente, es una pista bonita … ¿os suena verdad?


    Hacia abajo el camino "ciclable"

    El camino deja de ser camino justo cuando me doy cuenta de que estoy sin teléfono, el resfriado se ha extendido y mi teléfono no responde a estímulos. Mientras el cielo adquiere por momentos colores dramáticos que presagian lluvia, mi sensatez me obliga a desandar mis pasos.


    La que va a caer

    Vuelvo al cruce de caminos, para elegir la pista sin destino…

    Publicado hace 8 años #
  17. Una vez pasados, estos "fregaos" siempre se recuerdan con cariño. Quien te iba a decir que debutarías en el GR11 con bici, ¿eh?.

    Publicado hace 8 años #
  18. Joen... Pero las pruebas de acceso al KTA no eran en Febrero???

    De verdad, que eres admirable Noe, yo me hubiera dado la vuelta... Joe... vaya tramo...

    Publicado hace 8 años #
  19. Jofe amigo mio... nosotros hubieramos dado la vuelta.. sí, pero Noe no, vaya que no!

    Publicado hace 8 años #
  20. Es que Noe no es de esas ciclistas "maripuris" de bicicleta rosa con cestito blanco en el carril bici, sino una auténtica "pata negra".Lo descubrireis a medida que avance en su crónica.
    (Un saludo a todas las maripuris del carril bici, que lo digo sin acritud)

    Publicado hace 8 años #
  21. Calla Tricrossero, calla, que te van a dar pal pelo el resto de feminas....

    Publicado hace 8 años #
  22. no ha salido..la foto

    Somos energia..
    de ti depende, si positiva o negativa
    Publicado hace 8 años #
  23. Me refiero cariñosamente a las "maripuris" como el estereotipo de mujer deportista ocasional, usuaria de carril bici y poco más al igual que existe el mismo modelo versión masculina . De todos modos aún pervive ese modelo de "mujer acompañante de", como si una mujer por sí sola no tuviera aptitudes o no debiera viajar sola por esos mundos de Dios.
    Nadie puede negar también que no existe todavía esos estereotipos de mujer que hace deporte por un tema de cuidar la línea o de hombres que se machacan en una sala de pesas para aumentar músculo, tambien con finalidad "estética", unas moldeando los glúteos y otros pectorales y deltoides.
    En cicloturismo deportivo...¿cuántas mujeres veis entrenando en carretera? Pocas.¿Cuantas mujeres habéis visto viajando solas? Menos aún.
    La realidad es que vivimos aún en unos modelos estandarizados en general, no sólo en el deporte, unos modelos demasiado sexistas y pasados de moda que necesitarían mirar un poco más hacia la Europa de más arriba. Los dogmas y las certezas nos esclavizan a todas y todos.
    Y cuando hablo de modelos standart no hablo de modelos universales, por suerte cada vez hay más excepciones y este foro es un ejemplo.He dicho.

    Publicado hace 8 años #
  24. Y yo reafirmo, corroboro y apoyo tus palabras.

    P.D.: Perdona Noe por enturbiar tu cronica, que ha sido culpa mia...
    Pero es que nos tienes en ascuas!!!!!!!

    Publicado hace 8 años #
  25. No, pero Lluistrell no anda desatinado. Este verano en el Canal du Midi lo que más le sorprendía a la gente con la que charlaba es que fuera sola. Una mujer en bici haciendo cienes de kilómetros "Y SOLA!" y me decían que era muy valiente. Coñe, tan valiente como los chicos que van solos ¿no?

    Ea, Noe, sigue con la crónica, porfa, que estoy disfrutando como una enana

    Publicado hace 8 años #
  26. free1976, sigue por favor, es un relato encantador . . . que me traslada a nuestros años mozos . . . encantador . . .

    En otro momento ya hablaremos de los 50 nuevos amigos y sus conocimientos, del "susto o muerte", de las "pistas sin destino.." y, sobre todo, de "camino ciclable" . . . muchos reseñados por (ciclistas) beteteros con pepinos de doble suspensión, 10 velocidades, frenos hyperhidráulicos, camelbaques y, por supuesto, sin alforjas !! .... (he conocido a algunos.... buena gente jajajajaja).

    Eso, continua por favor, entrañable....

    Salut
    Publicado hace 8 años #
  27. Vaya, me ha salido un maestro de lo que está bien y de lo que está mal, de lo que es de buen gusto y de lo que no.Creo que has querido entender lo que no he dicho.Ni he hecho una broma ni he ofendido a nadie.Parece que quieres polémica pero yo no.Prueba con otro.

    Publicado hace 8 años #
  28. ¡Qué maravilla de crónica, free1976! Como conozco por ahora cada tramo que has hecho, es como si estuviera reviviendo viajes nuestros, me estás haciendo recordar muchas cosas, y como tienes una sensibilidad especial para contar vivencias y para ilustrarlas (menudas fotos guapas), estoy que se me cae la baba. Aquí me quedo, a la espera de nuevos capítulos, ¡ánimo, txapelduna!

    PS: le voy a decir a Kim que no se pierda esta crónica, seguro que también la disfruta mucho

    ¡Bici, bizi, vici!
    Publicado hace 8 años #
  29. free1976,

    Algunos instintos vivos como la curiosidad pueden más que el temor.
    Pues si hay un GR y es bonito pues pa rriba que vamos. Y luego ya veremos. Además como bien dice "yo no tengo prisa y nada importa" A los que nos gusta descubrir muchas veces nos toca ir como cabras entre las peñas y con la bici encima de nuestra espalda.

    Publicado hace 8 años #
  30. Txapó, Fr. Maripuris, Matxakamanes, Ziklotriperos ( los míos )... lo bueno es que cabemos tod*s. Mientras haya suelo y cielo ... A mí me gusta "bicipersona". Modern*s centaur*s que por cualquier razón, hay miles, a veces tontas, siempre suficientes, persiguen trozos de felicidad: Visto el nivel de reincidencia parece que los consiguen rozar, al menos.

    "Quien un día se olvida de lo bien que lo ha pasado se ha hecho viejo ese mismo día". Epicuro.
    Publicado hace 8 años #



A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005.

Aviso legal | Política de cookies