// Add the new slick-theme.css if you want the default styling
Rodadas. Una comunidad de cicloturismo y viajes en bicicleta
Volver arriba

Acampar con viento.

&tarr; PUBLICIDAD (lo que paga la factura)

  1. He observado un aumento de jornadas ventosas en los últimos años. Supongo que esto es consecuencia del cambio climático pero lo cierto es que los fuertes vientos dificultan cualquier actividad al aire libre. Cuando vas en bici dificulta la jornada de pedaleo pero tampoco facilita las cosas cuando paramos. Un picnic con viento es molesto. Plantar la tienda puede convertirse en una odisea. La cosa es que he pensado en recopilar trucos o consejos que permitan acampar o cocinar al aire libre. Como lo hacéis en un día ventoso?

    Publicado hace 7 meses #
  2. Bueno yo intento buscar un muro o roca de buen tamaño que me proteja del viento, pero en los días en los que el vendaval es realmente fuerte, no basta con eso. Cualquier actividad en el campo se hace difícil. Simplemente parar a comer se convierte en algo desagradable. No hablemos de plantar la tienda. Por cierto, esto es algo que todos tenemos en cuenta pero en esas circunstancias no conviene acampar en zonas boscosas. La cosa que un simple picnic con viento se torna incómodo. Extiendes una manta en el suelo y sale volando un segundo después. Si pretendes cocinar algo con el hornillo, la llama no calienta el cazo. Incluso con el paravientos tenemos este problema. Es un auténtico rollo. En alguna ocasión he tenido que utilizar toda la protección que he podido montar para hacer un café. Instalandome tras un muro y utilizando el paravientos no conseguía que hirviera el agua de la cafetera. Increíble.

    Publicado hace 7 meses #
  3. Lo primero lógicamente es tratar de encontrar una zona protegida del viento y si no la hay pues extender la tienda y meter las mochilas dentro de la tienda así se puede ir clavando la base luego montar los palos en la tela y ir asegurando los vientos para que no se la lleve, se puede atar alguno a un árbol si le hay y sino a una buena piedra jeje siempre hay algún recurso una vez conseguido poner los vientos tensarlos y si las piquetas son buenas y están bien clavadas resistirá la tienda el viento que la echen no hay miedo.
    Lo peor es cuando hay ventisca hay si que te las ves negras yo en una ocasión dormí encima de la nieve en una laguna con fuerte vendaval de aire y agua, conseguí sujetar la tienda enterrando dos piolet y en ellos sujete los vientos pase la noche sujetando la tienda con las manos desde el interior pase miedo la verdad mayormente pensando en que se pudiera derretir la nieve y caer a la laguna, es difícil porque hay una capa de hielo y encima la nieve pero como llovía tanto no me fiaba, en estos casos también hay que evitar a toda costa que se nos moje el saco o la ropa seca que llevemos.
    Para cocinar pues hay que buscar la zona más protegida del viento,usar paravientos y sino pues ese día se come de fiambre.

    El unico simbolo de superioridad que conozco es la bondad.
    Beethoven.
    Publicado hace 7 meses #
  4. Vaya, y tanto que si! No se me había ocurrido lo de meter las alforjas para lastrar la tienda. Buena idea! Caramba que hay días que es complicado salir de ruta. Por esta zona sopla el viento de levante con mucha fuerza. Ha llegado a desestabilizar la bici en alguna ocasión. Sinceramente dan ganas de dar media vuelta y volver a casa. La cosa es que te buscas un buen muro y soportas el vendaval como puedes, pero ni hablar de cocinar. Si tienes que plantar la tienda, te apañas mejor o peor, pero ya sabes que será una mala noche. Sinceramente llevo mucho peor un día ventoso que uno lluvioso. La lluvia es un incordio pero el viento termina por causar dolor de cabeza. Me molesta muchísimo. Si encuentro una cueva o depresión del terreno que me permita dormir a cubierto no lo pienso demasiado. Cualquier cosa resistente es mejor que la tienda.

    Publicado hace 7 meses #
  5. Yo que utilizo un hornillo de alcohol, tengo muchos problemas para cocinar con viento. También con el hornillo de gas me las veo y me las deseo. Si durante la ruta doy con un cortado que me ofrece buena cobertura, soy capaz de quedarme ahí aunque deba acortar mucho la jornada. Si estamos en una planicie que no ofrece ningún resguardo, es posible que tengamos que comer de bocata. Ya me ha pasado alguna vez.

    Publicado hace 7 meses #
  6. Sino es muy fuerte prefiero el viento a la lluvia.
    Cualquiera de los dos casos si es fuerte mejor ponerse a cubierto cuanto antes.
    El viento fuerte en zonas altas y desprotegidas es además peligroso fácilmente te puede sacar de la trayectoria.

    Publicado hace 7 meses #
  7. Desde luego que si. Lo cierto es que una ventisca como la que comentabas impone mucho respeto. Esas tormentas de montaña en las que sopla un viento helado cargado de lluvia o nieve es francamente atemorizador. No he tenido que soportar muchas de esas. Lo más impresionante que he sufrido en mi tienda es el granizo con lluvia intensa. Pero el viento es molesto. Comprobar cómo oscila la tienda bajo el fuerte viento, ver combadas las varillas y la tela metiéndose en el espacio interior resulta bastante desagradable.

    Publicado hace 7 meses #
  8. En algunas ocasiones vivaqueando con montañeros nos hemos protegido del viento acumulando piedras. Se trata de hacer un cúmulo rocoso que desvíe el viento dominante. Se tarda un poco en conseguir algo que realmente proteja nuestro vivac pero una vez realizado se nota la diferencia. Hay que dormir con la cabeza cerca del muro de piedras para conciliar el sueño pero se agradece esa protección. En la bici es mejor aprovechar los refugios naturales que encontremos. No siempre rodamos por lugares en los que haya esa posibilidad, pero es más práctico aprovechar la protección natural del terreno que tener que hacerla nosotros. Si pretendemos cocinar en esas condiciones puede ser interesante aumentar la protección del hornillo colocando algunas piedras a modo de paravientos.

    Publicado hace 7 meses #
  9. Lo ideal es buscar un sitio que ofrezca cierta cobertura ante el viento dominante. Una vez instalado el hornillo y el paravientos, ya podemos comprobar si se necesita una mayor protección. En alguna ocasión he tenido que montar el tarp para evitar los vientos racheados. Un micro tarp correctamente instalado ya desvía el viento de forma notable.

    Publicado hace 7 meses #
  10. A veces refuerzo la protección contra el viento poniendo dos paravientos. Eso permite utilizar el hornillo con vientos moderados, pero si el viento es realmente fuerte habrá que proteger el hornillo de alguna manera. Montar el tarp o realizar un muro de piedras nos permitirá cocinar algo rápido.

    Enviado desde mi SM-T510 mediante Tapatalk

    Publicado hace 6 meses #
  11. Un buen truco para montar la tienda con fuertes ventiscas es primeramente guardar la tienda en su funda de manera que lo primero que saques sea los anclajes de la parte de atrás, sacas solamente los anclajes y los fijas , después te das la vuelta y poco a poco vas sacando el resto de la tienda hasta llegar a la parte de delante que la fijas también , después metes las mochilas y todo lo que puedas dentro de la tienda y luego ya te peleas con los palos . Con la funda de arriba haces la misma operación , de esta manera no sale volando y el viento te ayuda y además la puerta te queda de espaldas al viento.

    Publicado hace 6 meses #
  12. Si, es muy recomendable instalar la tienda de forma que la entrada quede a sotavento. Eso evitará que la tienda se hinche como un globo cada vez que abramos la "puerta". Lo cierto es que lo de poner los anclajes antes de sacar la tienda de su funda es una medida inteligente. Si utilizamos un toldo como refugio conviene montarlo en configuración cerrada para protegernos bien y tal y como decías, hacerlo poniendo primero las piquetas y luego los mástiles.

    Publicado hace 6 meses #
  13. También se debe tener en cuenta el movimiento que da el viento después de pasar por una cornisa o parapeto... Me refiero a los rotores que genera. No te das cuenta de eso hasta que has montado y sales y ves que dos metros más alejado o dos metros más cerca varia mucho el viento.

    https://i0.wp.com/aemetblog.es/wp-content/uploads/2019/02/turb.jpg?resize=640%2C541&ssl=1

    Publicado hace 6 meses #
  14. Si, lo que comentas sobre los remolinos que se forman al pasar sobre un obstáculo, es muy cierto. Los expertos en aeronáutica saben bien de lo que hablamos. Esto se estudia en el túnel del viento y es objeto de análisis en muchos deportes. Hasta en el ciclismo de competición se tiene en cuenta el comportamiento del viento para las ganancias marginales. De ahí los manillares planos, las tijas aero y otras medidas similares.

    Publicado hace 6 meses #
  15. No es algo que afecte sobre manera a nuestra afición, pero hay ciertas cosas relacionadas con este tema que podemos hacer. Recuerdo una conversación sobre como disponer los bultos en la parrilla del porta equipaje. Si colocamos la tienda o la esterilla de forma transversal caben más cosas pero aumenta la resistencia al viento. Sin embargo poniendo los bultos en posición longitudinal disminuye la superficie expuesta al viento y mejora algo la aerodinámica.

    Publicado hace 6 meses #