Volver arriba

Increible pero cierto

Última actualización: 25 de febrero de 2012. Escrito por Alicia y guardado en Reflexiones variopintas

Un tipo se deja una cámara digital en un parque natural durante sus vacaciones en Hawaii. El tipo supone que se trata de una causa perdida pero aún así se pone en contacto con el departamento de objetos perdidos del Parque Natural. ¡Al cabo de unos días le telefonean para decirle que una pareja canadiense ha encontrado su cámara! Esperanzado les llama por teléfono para pedirles amablemente que le devuelvan su aparato. Después de cercionarse de que se trata del mismo objeto, la dama le comunica que lo lamenta mucho pero su hijo de 9 años se ha encariñado con la cámara, que no para de hacer fotos y bueno, no se la van a poder devolver ¡¿QUÉ?!

La rocambolesca historia sigue y sigue (en inglés) en la web de su protagonista. Via Microsiervos.

A ver si mi cartera sigue el mismo camino. Señora carterista, si lee esto, deje mi cartera en una taquilla de metro haga el favor.

 

¡Compartir es vivir!

← Anterior Siguiente →
 

Deja tu mensaje al oir la señal

Cuando uno advierte que la vida es insignificante, bien se suicida, bien viaja

— Edward Dahlberg

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005.

Aviso legal | Política de cookies