Rodadas. Una comunidad de cicloturismo y viajes en bicicleta
Volver arriba

Cuesta arriba

Por Alicia

Puddle pool after the rain
Foto original: Ahmed Zaid

Una pregunta frecuente a todos los cicloviajeros que pedalean por el ancho mundo es: ¿y no te cansas? Cuando la gente hace ese tipo de preguntas en general se refiere al cansancio físico, ese que viene de recorrer cienes y cienes de kilómetros, como diría mi cuñada Ángeles. Sin embargo, el cansancio físico es casi el perejil del loro: por una parte, a todo se acostumbra uno, incluso a estar sentado en una oficina 8 horas al día; por otro, el gozo de montar en bicicleta por parajes y paisanajes tan diferentes a los propios hace que uno olvide, literalmente, el resto de su cuerpo.

El principal cansancio que ataca a un cicloturista es la fatiga mental: esa que viene de la soledad, pero sobre todo de la falta de apoyo del exterior. Cuando el ambiente es hostil, hace viento, llueve o hay que defender la sonrisa propia entre el mar de amargura dominante, entonces uno se pregunta si no se está mejor en casa. Pero normalmente, en el instante en que piensas que todo va realmente mal, plaf! algo lo cambia todo y te salva de la desesperación.

¡Arriba Alvaro-Nil! ¡Sigue pedaleado!

Última actualización: 7 de agosto de 2020.

Este artículo fue publicado el 1/septiembre/2006. Última actualización: 7/agosto/2020 dentro de la categoría Otros viajes en Rodadas.net, una página web sobre cicloturismo y viajes en bicicleta mantenida por Álvaro Martín y Alicia Urrea.

El artículo está sujeto a una licencia Creative Commons 3.0. Es decir, puedes distribuirlo y adaptarlo SIEMPRE que nos cites (más concretamente, cites al autor y enlaces a la dirección permanente del artículo); no lo uses con fines comerciales o en publicaciones comerciales; y el resultado de tu trabajo también esté bajo una licencia de Creative Commons

Siempre puedes volver encontrar este artículo en: https://www.rodadas.net/blog/cuadernos/otros-viajes/cuesta-arriba/

¡Compartir es vivir!

Los comentarios están cerrados.