Cicloviajes > Guías de destinos

Orientaciones prácticas y colecciones de recursos para preparar tu viaje por distintas partes del mundo

Pamir Highway

Escrito el 27 de febrero de 2013 por Alicia


muztagh ata
Hay en Asia cuatro carreteras míticas que, una vez se conoce de su existencia, tienen tendencia a quedarse pegadas en la cabeza de uno casi como tareas no completadas. Son la Friendship (Lasha en China a Kathmandú en Nepal), la Karakorum (Kashgar en China a Islamabad en Pakistán), la Tibet Highway (que va de Kashgar a Lasha) y finalmente la Pamir, en Kirguistán y Tajikistán. Paisajes increíbles, lugares remotos, reto físico y personas que vive en el límite mismo de la supervivencia son los ingredientes de este cóctel del que hoy les traemos un ejemplo: la Pamir Highway.

El lugar

La M41 es una vía milenaria de comunicación, ya conocida y utilizada en la época de auge de la Ruta de la Seda, que cruza los Pamires, una enorme cordillera formada por la confluencia de del Karakorum, el Hindu Kush, Tian Shan y Kulun. Si vas en bici, generalmente tomarás la carretera en Dushanbe (Tajikistán) y la dejarás en Osh (Kirguistán) o viceversa. Esto son unos 1250 kilómetros con más o menos 9250 metros de desnivel acumulado (según este señor que se ha molestado en hacer una altimetría). También se puede abandonar la “autopista” un poco antes para salir hacia Kashgar, en China.


Ver mapa más grande

Altimetrías (en la web a la que llegáis si pincháis en la imagen también hay un rutómetro)

Altimetrías (en la web a la que llegáis si pincháis en la imagen también hay un rutómetro)

La Pamir Highway está entre las carreteras más altas del mundo, con varios pasos por encima de los 4000 metros y una zona de altiplano que está entre 3500 y 4000 metros, por lo que hay que ir preparado para, sino sufrir de mal de altura, sí al menos ralentizar el paso hasta el trote cochinero provocado por la altitud.

Tiempo atmosférico

La propia cordillera de los Pamires tienen seis picos por encima de 7000 metros y varios glaciares. Sus inviernos son duros y largos, con veranos frescos y cortos. La zona tiene muy pocas precipitaciones, y en invierno nieva muy poco. De hecho, los meses con más nieve son marzo y abril pero, como las temperaturas son muy bajas, la nieve dura hasta Mayo. Laura y Aitor, que estuvieron allí en octubre, confirman que hay servicio de quita-nieves por lo que en invierno la carretera se limpia pero un poco de hielo en la pista no nos lo quita nadie si vas demasiado tarde o demasiado pronto en el año.

Incluso aunque uno aproveche la mejor época hay que estar preparado para noches bajo cero y condiciones cambiantes durante la jornada. Debido a la altitud el sol puede ser muy intenso (importante echar algún tipo de protección solar) y el viento frío muy cortante. En el altiplano, el viento puede ser bastante intenso y con pocos lugares donde refugiarse.

Por supuesto, en los valles la temperatura es bastante más suave.

Cómo es la carretera

Según este artículo de Traveling Two, el 85% de la carretera está asfaltado y en condiciones relativamente buenas. Es decir, hay muchos baches, pero si uno va despacio se pueden sortear con facilidad.

Laura y Aitor corroboran esta información. Según ellos (que hicieron la ruta de norte a sur), desde Sari-tash (Kirgistan) hacia Murgab, lós últimos kms (unos 10) del primer paso, que hace frontera con Tajikistan son sin asfalto, y los últimos 20 de subida del Akbaytal (el puerto más alto de la Pamir a 4655 metros) y otros 10 de bajada tambien son sin asfalto.

Después todo está asfaltado hasta después de Alichur, dónde los dos últimos pasos y el terreno que hay entre ambos, que en total serán unos 50 kms, son sin asfalto lo que se hace bastante durillo. Una vez pasado el último paso, despues de bajar unos 5 o 10 kms sin asfalto , vuelve a ser asfaltado hasta el final de la Pamir en Khorough.

En total habrá unos 100 kms máso menos sin asfalto, pero aun así la pista es muy comoda, aunque los tramos sin asfalto coincide siempre en las cimas de los puertos, donde se nota la falta de oxigeno, por lo que todo junto lo hace durillo.

Este otro artículo, de 2010, habla de que la carretera está en muy mal estado y da muchos detalles sobre tramos concretos. Suponemos que la han arreglado recientemente y por eso las informaciones difieren pero conviene tener en cuenta que se trata de una carretera en un lugar remoto y con temperaturas muy extremas y por tanto, aunque se haya arreglado recientemente la pista, corrimientos de tierra, desprendimientos, heladas muy intensas y otros fenómenos habituales en las zonas de montaña pueden cortar la carretera y obligar a soluciones “creativas” en periodos de tiempo muy cortos.

Por otra parte parece que, salvo algunas excepciones, las pendientes son suaves y el tráfico escaso. Incluso en verano, puede estar en torno a 25 o 30 coches y camiones al día, y en otoño o invierno una tercera parte de eso.

Servicios: tiendas, comida, internet

Este es el principal problema de la Pamir: es una zona muy poco habitada y por tanto hay pocos lugares donde abastecerse. Así, es conveniente llevar comida para tres o cuatro días en algunos tramos, y siempre algo de reserva. En los pequeños pueblos del camino sí es posible encontrar colmados pero raramente tienen productos frescos y menos vegetales (vivan las galletas). Se puede comprar pan, queso y miel en casas particulares lo que puede ser un buen complemento a la dieta seca. Si uno piensa enlazar la Pamir con otras rutas similares no estaría de más que pensara en llevar un complemento vitamínico.

Laura y Aitor encontraron donde abastecerse en:

  • Karakol: es un pueblo muy pequeño, el primero desde que se deja Sati Tash. Hay dos o tres tienditas donde poder comprar cebollas, arroz, pasta y galletas. Nosotros encontramos también manzanas.
  • Murgab: El pueblo más grande de la ruta, con unos 1000 habitantes. Muchas tiendas e incluso mercado donde poder comprar lácteos, verduras, frutas, mas todo lo básico. También hay hoteles y guesthouses pero no hay internet.
  • Alichur: Puede ser el segundo pueblo más grande de la ruta, aunque este ya es pequeño, con algunas tiendas y sitio para dormir.
  • Yalondi: En tierras más bajas, despues del último paso para nosotros, tras bajar el puerto. Es un pueblecito muy pequeño pero tiene un balneario donde pagamos 14 euros por una habitación para dos y acceso al balneario. Una vez acabados los puertos de los pamires fue una fiesta poder descansar y disfrutar allí. En la Lonely Planet pone que por la noche es una discoteca, pero nosotros no vimos ni oímos nada.
  • Khorough es la “capital” de la Pamir, lugar de inicio o final de la Pamir Highway. Tiene de todo, incluso internet y un mercado bastante grande.

Todos comentan que el agua no es un problema siempre que se rellene el depósito cuando uno se encuentre con la oportunidad. Eso sí, es aconsejable algún método de tratamiento de agua (filtros, pastillas, etc.).

Finalmente parece que en la Pamir está complicado encontrar internet o teléfonos, por lo que no está de más avisar a la familia para que no sufra patatuses si te pasas 15 días o más sin poder ponerte en contacto con ellos. Sino, siempre puedes llevar un Spot o similar para que no se preocupen innecesariamente por tus huesos.

Alojamiento

En un lugar tan remoto es bastante sencillo plantar la tienda en cualquier lugar. Pete y Christine comentan que es bastante habitual encontrar familias que te acogen en su casa y te dan de cenar y desayunar por un precio más o menos establecido. Algo así como un bed&breakfeast al estilo tajin, que unas veces ellos sintieron como una pura transacción comercial y otras como llegar a casa de unos amigos. Comentan que habitualmente pagaban unos 15 dólares incluyendo comida y lugar donde dormir (muchas veces el suelo de la casa), aunque Laura y Aitor, que también recurrieron a ese sistema, cuentan que ellos pagaron bastante menos gracias a uno poco de paciencia y, suponemos, buenas dotes negociadoras.

En cuanto al trato con la gente las fuentes consultadas no se ponen de acuerdo. Unos hablan de largas conversaciones haciendo gestos y mucha amabilidad por todas partes y otros de diferencias brutales entre pueblos, siendo algunos muy amables y otros bastante hostiles y del género de los lanzadores de piedras. En general suele primar lo primero en los relatos aunque no parece raro encontrar amigos de lo ajeno y gente que bebe demasiado y con la que se producen situaciones incómodas. Tampoco parece raras las invitaciones infinitas para tomar té y gente sonriente e increíblemente amable así que suponemos que uno debe estar preparado para cualquier cosa.

Visados y permisos

Para hacer la Pamir necesitas un visado y un permiso especial.

  • El visado cuesta 50 dólares americanos (proceso normal, tarda una semana) o 100 dólares (proceso express, tarda un día o dos). No hace falta carta de invitacion ni nada. En Bishkek es muy facil, y en Tashkent tambien es facil.
  • Permiso GBAO. Puesto que la Pamir pasa muy cerca de las fronteras de Afganistan, China y Kirgistan, se necesita un permiso especial para poder pasar por esas zonas. Hay controles en la carretera y te piden el visado y el permiso. Sin permiso no te dejan pasar. El PErmiso GBAO segun la embajada te lo dan gratis junto al visado ( nuestro caso en Bishkek) o no te lo dan nuestro caso tambien en Tashkent, y lo tienes que sacar en Dushanbe en la oficina OVIR. Cuesta 20 U$D. Estas cosas depende del embajador, del humor con el que se haya despertado. El permiso es un sello en el que estan escritos las zonas por la que puedes pasar.

ACTUALIZACIÓN: Nos hace notar Andoni que se trata de fronteras complicadas y a veces, dependiendo de la situación, puede ser que uno de los pasos esté cerrado (a ellos les pasó en 2005 que no pudieron cruzar desde Uzbekistán). Igualmente, parte de la Pamir transita por un valle en los que un lado es de Kyrgistán y el otro de Afganistán, por lo que igualmente puede que la zona se cierre sin aviso previo.

Mapas

Aitor y Laura usaron el mapa “Central Asia” 1: 1.750.000 de Freytag & Berndt. “La escala es bastante grande,” cuentan “pero aún así viene bastante detallado, donde están marcados todos los pasos y pueblos importantes. Es lo mejor que se puede encontrar por estos lares.”

¿Por qué hacerla?

Una imagen vale más que mil palabras…

Inside a yurt - Central Asia

Pamir landscape 3

Shepherding Sheep and Goats to High Pastures Pamir Highway Remote Mountainscape and High Desert Tajikistan

Central Asia portrait | Hijab lady | Beautifull girl

Pamir Region Tajikistan

Tienen más fotos de la Pamir aquí

Diario de ruta

Como os contábamos arriba, Aitor y Laura, de Plántate, han recorrido la Pamir highway este otoño, un poco más tarde de la fecha que sería estrictamente recomendable, pero han superado la prueba más que con éxito. En su web podéis leer cómo ha sido su aventura. Os dejamos sólo una pequeña muestra:

Los Pamires, el mundo en bruto, sin habitantes apenas que lo hayan tocado o transformado. Un mundo en estas altitudes demasiado duro y extremo como para que el ser humano pueda soportarlo. La cordillera del Pamir, una de las más altas del mundo, se podría decir que es un punto de reunión de varias cordilleras y junto al Tibet, era y es conocida como el “Techo del Mundo”.

IMG_5292(2)

La carretera que la recorre y por la que nos aventuramos a cruzar estas tierras (Pamir Higway), fue construida por el ejercito soviético hace unos 80 años para facilitar el transporte de soldados y mercancías a esta inhospita región del planeta.

Osados y decididos comenzamos este recorrido por las alturas del que nos habíamos quedado con las ganas 4 años atrás, cuando cruzamos Kirgistán en dirección opuesta. No íbamos solos, compartíamos carretera con Javier (bicicleting) y Natalia. Los cuatro habíamos decidido hacer equipo y encarar juntos esta peliaguda aventura: cruzar los Pamires a principios de Noviembre.

Salimos desde Sari-Tas en dirección sur hacia las enormes cumbres blancas que majestuosas parecían esperarnos tranquilas, observándonos mientras luchábamos contra el viento que parecía no querer dejarnos cambiar de país pero, este primer día era solo de acercamiento, sería al día siguiente (completo de subida) cuando ascenderíamos hasta los 4230m punto en que se halla la frontera.

Estas altitudes imponen limitaciones al ser humano, la más importante es la falta de oxigeno debido a la presión, uno la sufre hasta que el cuerpo poco a poco se va aclimatando. Así fue que en esta primera ascensión sufrimos de lo lindo.

Tu cuerpo puede, las piernas dan de sí, los cuadriceps aún no han empezado a quejarse, pero tu respiración parece indicar que estas al borde del paro cardíaco; incluso asusta oírse a uno mismo, es como oír la respiración de otro a tu lado. Paras no por cansancio, sino por temor a que los pulmones exploten, lo increíble es el tiempo que tras parar, aún necesitas para recobrar el aliento y … en cuanto arrancas, tras unos segundos, ya estas de nuevo. A menudo tuvimos que echar el pie a tierra y empujar la bici por unos metros hasta estar tan cansados que, subiéndonos al sillín y pedaleando recuperábamos fuerzas en los brazos que flaqueaban del esfuerzo y cuando ya no podíamos más, volver a empujar de nuevo.

IMG_4882 (2)

Si una cosa hemos repetido a menudo ha sido la increíble variedad que estas tierras te regalan, cada día parecía que recorríamos una zona del mundo diferente, nada de monotonía ni de aburrimiento, imposible no parar a cada rato para hacer una foto o comentar con los otros la asombrosa belleza del paisaje que nos rodeaba.

Tras descender de ese primer puerto, continuaba la planicie en la que comenzó a aparecer hielo en la carretera, lo cual era para mi una novedosa y excitante experiencia. Al principio con mucho miedo me dejaba deslizar por encima de la heladísima carretera recordando las palabras de Aitor, Javi y Natalia:
“-Tú como si fuera arena, no gires el manillar, siempre en recto y sobre todo no frenes.”

Más información

En esta página web tienen un listado de viajeros que han hecho la ruta en bicicleta (muy largo, sin clasificar y en inglés) y también de otros recursos de interés.


 

Este artículo fue publicado el 27/febrero/2013 dentro de la categoría Blog, Cicloviajes, Guías de viaje en Rodadas.net, una página web sobre cicloturismo y viajes en bicicleta coordinada y mantenida por Álvaro Martín y Alicia Urrea.

El artículo está sujeto a una licencia Creative Commons 3.0. Es decir, puedes distribuirlo y adaptarlo SIEMPRE que nos cites (más concretamente, cites al autor y enlaces a la dirección permanente del artículo); no lo uses con fines comerciales o en publicaciones comerciales; y el resultado de tu trabajo también esté bajo una licencia de Creative Commons

Siempre puedes volver encontrar este artículo en: http://www.rodadas.net/2013/02/27/pamir-highway/


Comentarios Hay comentarios de 4 intrépidos

  1. JJBLOOD dice:

    Útil y precioso artículo…. 🙂

    Un abrazo compis

  2. Me ha encantado el artículo. Ojalá desarrolléis el resto de grandes rutas asiáticas.
    Yo estuve en la Pamir higway, pero en transporte motorizado y ha sido uno de los lugares más espectaculares en los que he estado. Recorrí la zona pasando por el valle del Wakhan (el que mencionáis entre Tayikistán y Afganistán) y sé que un día volveré. Los paisajes, las gentes, dormir en casa de los locales… impresionante.
    Recomendar un mapa excelente: http://www.deviaje.com/_/libreria/articulo/7432/the-pamirs-1500000_9783906593357.html que no me extrañaría se pudiera encontrar allí, porque fue elaborado por Unesco en colaboración de una ONG local. Es realmente bueno, detallado, y abarca exclusivamente, y con mucho detalle, la zona del Pamir.

  3. luenpeme dice:

    Naaaaa……!!!!! que vacano ese viaje y que bellas fotos. Yo creo que nunca conocere esa zona pues soy de venezuela parte meridional del planeta y caribeña, pero ver tales hazañas me motivan a hacer lo mismo. En mi zona tengo planeado dar una vuelta grande por latinoamerica en un triciclo reclinado que me he construído. Aquí se los presento.
    http://www.youtube.com/watch?v=wYXvnAtZcos

    http://www.youtube.com/watch?v=DsbcdcEuF6M

    http://www.youtube.com/watch?v=x_k5r0TcUls

    Y bueno les mando un abrazote calido desde venezuela la puerta a latinoamerica y al caribe que la sigan pasando vacano!!

Deja tu mensaje al oir la señal


↑ PUBLICIDAD


Síguenos

Mails ocasionales con novedades del proyecto

No nos va el spam, palabrita.

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005. IBSN: 1999-08-17-49

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005. IBSN: 1999-08-17-49