Viajeros improbables vol.3 Bicis locas

Escrito el 25 de mayo de 2012 por Alicia y guardado en Blog, Compañeros del pedal

En las dos semanas anteriores les mostramos viajes improbables por lo imposible de los viajeros, o lo difícil de la época en la que se realizaron. Esta semana les mostramos una colección de viajes con pocas probabilidades de completarse porque sus protagonistas decidieron complicar el periplo más allá de lo concebible, eligiendo bicicletas descabelladas. Unas por lo anticuado de sus formas; otras, por las condiciones físicas tan duras que imponen, finalmente otras tan locas como entrañables… Pasen, pasen y vean.

Una vuelta al mundo en un biciclo (Penny farthing)

La primera vez que escuchamos hablar de Joff Summerfield el de las barbas y la que escribe estábamos en la región tibetana de China, tratando de decidir si elegíamos de la carta el plato con tres palitos verticales y dos horizontales, o si íbamos a por el más florido con siete palitos en cada dirección. En la pared, junto a la oreja de la que escribe el cocinero había pegado una hoja de papel que rezaba “El mejor restaurante de la ciudad, y de China!! Confiad en el cocinero, el viejo sr. Chung. Firmado Joff y un dibujito de un biciclo” (todo en inglés, claro, excepto el dibujo). Tenía razón el cartel así que al día siguiente volvimos al restaurante acompañados de otro viajero británico que señalando el cartel y nos dijo: “mirad, ese es el mismo Joff que  recorrió el mundo hace un par de años en una Penny Farthing, toda una leyenda”.

Desde ese día, Joff nos fue siguiendo por todas partes. Era el único que había recorrido una carretera que queríamos hacer entre Chegdu y Xian, alguien le conocía y nos contaba su historia, su firma aparecía de pronto en libros de visitas de hoteles perdidos, alguien nos hacía gestos para indicarnos que lo nuestro al lado de lo de aquel farang en una bici enorme no era nada…Esta claro: si quieres que te recuerden, hazlo con estilo.

pennyfarthing3

Joff salió en 2006 desde su Inglaterra natal para cruzar Europa hasta Grecia, de ahí en avión a Australia y después China, Tíbet, Nepal, La India, Sureste asiático, Estados Unidos, y vuelta a casa desde Portugal. La historia de la vuelta al mundo de Joff en dos años y medio en su biciclo la pueden encontrar en inglés en su página web y también como diario en Crazy Guy on a bike.

Fixies

¿Por qué alguien querría recorrer el mundo en una bicicleta con una sola marcha? Para ciudad, vale, lo puedo entender, pero ¿subiendo todo el día montañas sin parar? Eso fue lo primero que nos/le preguntamos a Dylan Kentch cuando nos lo encontramos en Bolivia a más de 4000 metros de altitud. (Él venía desde Seattle en su bici con una sola marcha). Por supuesto se encogió de hombros y nos dio la respuesta que le da a todo el mundo: “es sencillo, es divertido, ¿por qué no?”

Explicando el viaje

La historia de Dylan ya no se puede leer online, así que les dejamos en su lugar otro ejemplo de alguien que elige para sus viajes bicicletas sin marchas.

En 2011 Levi, un estudiante húngaro de Erasmus en Madrid, y sus compis se vuelven a Budapest en una bici sin marchas con la intención de rodar un documental. Esto es el tráiler del mismo, en inglés…

 Biciengendros

Para concluir una propuesta gamberra. Díganme qué pensarían ustedes si vieran llegar a su pueblo una pareja de locos en bicis enormes…

tallbikes

Ese fue el reclamo que utilizaron Will y Ed Stevens en su vuelta al perímetro de Inglaterra en 2006. Cinco meses y más de 9.000 kms en dos bicicletas soldadas una encima de la otra. La idea de aquel viaje era llamar la atención sobre los viajes en bicicleta, conocer su propio país (y darlo a conocer) y conseguir dinero para una ONG: Recycle, que recicla y transporta bicicletas a Ghana, Kenia, Malawi, Namibia, Suráfrica y Zambia.

Echen un vistazo a los diarios de Will y Ed, que están llenos de imágenes de esas que arrancan sonrisas.

Un proyecto parecido es el que están gestando este grupo de argentinos, los ciclonautas, que desde hace tiempo juegan con la idea de viajar por todo el continente suramericano en sus onoriciclos. La idea es vivir por el camino vendiendo su arte y su ingenio. Piensan además convertirse en servicio de correos espontáneo para el que quiera enviarle una carta a una persona amada de otra provincia sobre el recorrido. Si todo sale bien, su viaje se iniciará en diciembre de este año, coincidiendo con el verano austral.

¿Por qué viajar en bici?

¿Acaso no es obvio?: “es sencillo, es divertido, ¿por qué no?”

Disfruten del fin de semana

 

Este artículo fue publicado el 25/mayo/2012 dentro de la categoría Blog, Compañeros del pedal en Rodadas.net, una página web sobre cicloturismo y viajes en bicicleta mantenida por Álvaro Martín y Alicia Urrea.

El artículo está sujeto a una licencia Creative Commons 3.0. Es decir, puedes distribuirlo y adaptarlo SIEMPRE que nos cites (más concretamente, cites al autor y enlaces a la dirección permanente del artículo); no lo uses con fines comerciales o en publicaciones comerciales; y el resultado de tu trabajo también esté bajo una licencia de Creative Commons

Siempre puedes volver encontrar este artículo en: http://www.rodadas.net/2012/05/25/viajeros-improbables-vol-3-bicis-locas/

Comentarios Hay comentarios de 5 intrépidos

  1. Luis dice:

    Otros dos que me dejaron a cuadros fueron Gracie Cole y su amigo haciendo la Great Divide en uniciclo ¡toma ya! con un par, pero no de ruedas, y con muuuucho humor http://divideby1.blogspot.com/.

    Un saludo y buen fin de semana

  2. nosinmibici dice:

    Lo de Joff Summerfield es de locos, pero de esos locos admirables y maravillosos. Qué diferencia con lo de ir en fixies hasta Budapest con coche escoba… esto será un documental sobre las fixies, pero de viajar no tiene nada.

  3. K dice:

    Bueno,todas las religiones tienen sus santos y herejes. Y excéntricos. No seamos inquisidores… Viajar con coche de apoyo puede que nos prive de experiencias recomendables, pero no constituye una perversión. Pecado venial, como mucho. A mí me chirrían más las actitudes exhibicionistas. Por supuesto, si lo que se busca es publicidad, nada que objetar. Al contrario, hoy es obligado.

Deja tu mensaje al oir la señal

Wherever you are, be all there! — Jim Elliot

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con la gente de eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005. IBSN: 1999-08-17-49

A no ser que se indique lo contrario, los contenidos están bajo licencia de Creative Commons.

Estamos alojados con la gente de eCliente, que además de ser muy buenos en lo que hacen, son buena gente. La tecnología detrás de Rodadas

Rodadas está en la red desde mayo de 2005. IBSN: 1999-08-17-49